Laicos

Laicos y hermanas, desde el comienzo una sola comunidad…

Desde el origen de la Congregación Marie Poussepin comprendió que la misión de la comunidad se realizaría entre hermanas y laicos.

Laicos - Viceprovincia de AconcaguaLaicos - Viceprovincia de AconcaguaCuando en una de sus primeras fundaciones envía a la señorita Angélica junto a una hermana pone de manifiesto la impronta de la Congregación que busca hacer camino con las personas con las que comparte la vida; para Marie Poussepin la relación entre laicos y hermanas no es una simple tarea, sino el esfuerzo constante de ubicarse como iguales, los laicos no “apoyan” a las hermanas, sino que caminan con ellas, buscan juntos y comparten la vida, tal cual como es la experiencia de las primeras comunidades. 

Hoy más que nunca estamos invitadas a vivir desde una perspectiva sinodal las distintas relaciones que se tejen en el seno de la experiencia eclesial y del mismo modo a nivel congregacional.

Una Iglesia que se define a sí misma en camino con otros, al estilo del mismo Jesús de Nazaret que para realizar su misión llama y forma a un grupo de hombres y mujeres que caminando juntos (entre ellos) y junto al Maestro, fueron integrando las primeras comunidades que dieron testimonio de su experiencia con Jesús. Nuestro Carisma no se reduce solo a la vivencia que cada hermana hace de forma personal o comunitaria, sino que se enriquece por la presencia de hombres y mujeres de fe, que, desde su compromiso bautismal, también abrazan como suya la riqueza del legado de caridad recibido de Marie Poussepin.

Ante la pregunta sobre qué significa ser laico Presentación, buscamos la respuesta en ellos mismos:
 
  • “Es asumir un compromiso y corresponsabilidad desde mi posición con mis hermanos en este hermoso proyecto que es el Reino de Dios”.
  • “Es asumir un rol y estilo de vida que nace de la caridad, la predicación, el estudio, el servicio, la misión”.
  • “Ser laica Presentación hoy, es vivir con los pies muy bien puestos en la tierra para que no se escapen las realidades personales y sociales como la pandemia, las dificultades familiares, entorno social y eclesial, para servir con sencillez al estilo de Jesús y de Marie Poussepin, muy unida a las personas, especialmente a quienes piensan diferente, porque en la unidad podemos encontrar la verdad”.[1]

La Iglesia en el mundo de hoy nos exige volver al origen, al origen de Jesús y al origen de nuestra Congregación, para volver a llenarnos de la intuición de la vida que se regala, de la comunidad que busca la verdad en comunión con todos nuestros hermanos.

Texto: Hnas. Gabriela Vergara Ríos y Licarayén Torres Miñoz (Aconcagua)

_______[1] Varios laicos de la Viceprovincia de Aconcagua respondieron a la pregunta ¿Qué significa ser laico Presentación hoy?


En la misión de la Congregación

Muchas personas con quienes trabajamos son cristianos laicos y participan de una u otra manera en la misión de la Congregación. Nos alegramos al reconocer la acción del Espíritu que ha suscitado en ellos las diversas maneras de compartir el Carisma: exalumnos, voluntarios, grupos dominicos Presentación, misioneros dominicos, fraternidades, colaboradores, misioneros y laicos asociados, entre otros. De todos ellos recibimos sus riquezas, sus interrogantes y sus talentos.Provincia del CaribeProvincia del Caribe

En nuestro mundo plural, la convivencia y la solidaridad necesarias para construir una sociedad más justa y fraterna, y por tanto más acorde con el proyecto de Dios para la humanidad, dependen de todos, cristianos o no, creyentes o no; tanto en la convivencia de todos los días, como en proyectos de mayor alcance. La sociedad civil nos ofrece, a través de los que comparten nuestras inquietudes y valores, y de sus organizaciones gubernamentales o no, ocasiones de alianza para unir nuestras fuerzas. El acompañamiento de personas y grupos marginados y las cuestiones ecológicas pueden ser ámbitos de acción en común.

Fuente: 54º Capítulo General - 2014

  "El camino lo vamos recorriendo con otros, dentro o fuera de la Iglesia, en familia Dominicana, con laicos, en fin con todos aquellos que dentro de la sociedad actual desean aportar a la construcción de un mundo más justo, humano, fraterno, y trabajar por la paz"

Texto: Hna. Maria Escayola, Clausura del 54º Capítulo General - 2014

Visto: 12553